WATV.org is provided in English. Would you like to change to English?

De acuerdo con la palabra dada

Iglesia de Düsseldorf, Alemania

880 Vistas

La Madre celestial nos bendijo: “El evangelio en Europa también marchará bien”. Tuvimos que ser pacientes por un largo tiempo porque la barrera de la obra del evangelio en Europa era alta. Sin embargo, las palabras de bendición de la Madre nos animaron muchísimo.

Tuvimos más convicción de que todo sería hecho de acuerdo con la palabra de Dios después de experimentar la sorprendente obra del Espíritu Santo durante la fiesta de predicación que se realizó en unidad con las iglesias de Europa Central en el Día de Pentecostés. Antes y después de Pentecostés, cosas que nunca habíamos experimentado sucedieron en la iglesia de Düsseldorf. Hemos guiado muchas almas a Sion. Los miembros nuevos formularon preguntas con gran interés en la palabra de Dios. Y los miembros existentes entendieron la necesidad de la capacidad para entregar la palabra de Dios y se dedicaron a estudiar la Biblia. Fue un círculo virtuoso. Nos gustaría compartir la fragancia de Sion acerca del miembro nuevo que había estado buscando la verdad de Dios y ahora está creciendo espiritualmente para convertirse en obrero del evangelio del nuevo pacto.

El hermano Carmelo era un católico bajo la influencia de sus padres italianos. Sin embargo, no podía entender la voluntad de Dios a pesar de asistir a la iglesia. Por eso, cerca de un mes antes de escuchar la verdad, empezó a orar ansiosamente a Dios, esperando que Él lo guiara a la verdadera iglesia. Entonces nos conoció, y quedó asombrado luego de escuchar la verdad del Día de Reposo. Después del estudio, continuó haciendo preguntas relacionadas con el Día de Reposo a través de mensajes de texto. Luego de entender la verdad, recibió una nueva vida como hijo de Dios. Se sorprendía siempre que estudiaba un tema, y presionaba a los miembros para que le enseñaran más temas rápidamente.

No solo estaba asombrado de la verdad, sino que de inmediato puso en práctica todo lo que aprendió. Guardó con todo su corazón los mandamientos de Dios, como el Día de Reposo y la Pascua, después de estudiarlos, y también dijo “amén” en voz alta luego de conocer su significado. Siguió los buenos ejemplos de los miembros, como saludar cortésmente. Aunque a veces se confundía debido a las calumnias de sus amigos, mantuvo firmemente su fe, estudiando continuamente la palabra de Dios.

El hermano vivía en Colonia, a una hora de Düsseldorf en tren, pero no le importó. Pese a que le llevaba mucho tiempo y dinero, su corazón siempre estaba dirigido a Sion. Después del trabajo, él venía a Sion por cualquier medio. Un día, trajo una carta y nos pidió que la enviáramos a la Madre celestial. En el sobre, había dibujos coloridos de formas de corazón con el mensaje: “Madre, gracias. ¡La amo!” escrito en coreano. También trajo un hermoso ramo de flores para la Madre celestial. Podíamos sentir su profundo anhelo por la Madre.

La hermana Suzana también estaba ansiosa por aprender la verdad al igual que el hermano. Incluso había ido en peregrinación a Israel. Visitó todas las iglesias grandes y pequeñas para aprender la palabra de Dios. Pese a ello, no pudo encontrar la verdad, y dejó de asistir a su anterior iglesia porque no podía sentir el amor ni la verdad de Dios allí. Mientras guardaba su fe sola, orando ansiosamente a Dios para que la guiara por el camino correcto, se encontró con un miembro de la Iglesia de Dios de Fráncfort.

Justo antes de recibir la verdad, tuvo una prueba. Una iglesia que conocía que tenía dificultades financieras la tentó a asistir, proponiéndole un buen trabajo. Sin embargo, la hermana dio gracias al Padre y a la Madre celestiales por permitirle recibir la verdad, y no vaciló en la fe en absoluto.

Aunque antes era maestra de la Biblia, estudió la palabra de Dios con humildad. “He recibido una nueva vida y soy un bebé espiritualmente. Debo aprender mucho”, dijo. En menos de un mes después del bautismo, visitó Kiel, a unos 600 ㎞ de Fráncfort, para predicarle a su amiga. Su amiga expresó que quería estudiar la Biblia y luego visitó Fráncfort. No cabe duda de que, en un futuro cercano, su amiga también recibirá una nueva vida.

Los elohistas que entienden el valor de la verdad y el amor de Dios Elohim están viniendo a Sion, todo de acuerdo con la palabra dada por Dios de que todo saldrá bien.